Aumento velocidad PC

Por febrero 16, 2019HowTo

No es nada extraño que un ordenador se vaya volviendo cada vez más lento según pasan los años.

La lentitud de un equipo puede ser debido a múltiples factores y últimamente, uno de ellos sobre todo con Windows 10, es la velocidad del disco duro interno del ordenador. A pesar de que tu equipo disponga de un gran procesador y mucha memoria muchos programas y el sistema operativo realizan múltiples operaciones sobre el disco duro ralentizando el equipo si éste no es suficientemente rápido.

La solución que aquí proponemos es sustituir tu disco duro por uno de estado sólido (discos SSD).

Salvo que quieras gastarte mucho dinero te recomendamos que primero hagas una limpieza de tu disco duro. Los discos duros actuales tienen capacidades de entre 500GB y 2 o 3 TB y un disco duro SSD de esa capacidad puede superar fácilmente los 100,00 €. Es por ello que recomendamos siempre una solución mixta: un disco SSD pequeño para el funcionamiento básico del equipo (Sistema Operativo y programas) y reconvertir tu actual disco duro en disco de almacenamiento.

Equipamiento necesario
  • Disco duro SSD: Nosotros por calidad/precio solemos usar un Western Digital de 240 GB
  • Adaptador interno de 2,5» a 3,5»: Sobre todo los ordenadores de sobremesa todavía montan discos grandes de 3,5», mientras que los discos SSD vienen en formato de 2,5». Puede ser que no te haga falta puesto que hoy en día hay carcasas con hueco para discos de 2,5» en incluso específicas con hueco para discos SSD
  • Un software de clonado de disco: No es estrictamente necesario pero si no quieres pasarte horas reinstalando todo y encima tener luego problema con la licencia de Windows 10 es lo más útil. Nosotros usamos HDClone
  • Una carcasa USB para conectar el disco o bien cables SATA para abrir tu ordenador y conectarlo dentro para la copia.
Pasos a seguir:
  1. Copia la información no esencial de tu disco duro actual a un disco externo.
  2. Instala el software de clonado en tu PC
  3. Conecta el disco SSD a tu PC bien mediante un adaptador USB bien internamente con un cable SATA a la placa. No olvides conectar la alimentación.
  4. Ejecuta el software de clonado y clona tu disco duro actual al disco SSD
  5. Desmonta tu disco duro actual y monta el disco SSD en su lugar (usa  el adaptador si fuese necesario)
  6. Monta tu disco duro en otra bahía
  7. El ordenador debería arrancar sin problemas, puedes proceder a formatear tu antiguo disco duro y copies en el la información que sacaste en el paso 1

Disfruta de la velocidad

También puedes cambiar algunas de las carpetas de usuario de Windows 10 para evitar llenar demasiado el disco (documentos, imágenes vídeos). Si quieres saber como clic aquí.

Dejar un comentario